Ensayo de gatos planos (simple y doble)

Un gato plano, en general, consiste en dos chapas de acero inoxidable soldadas a lo largo las esquinas con una o dos bocas de entrada y salida, que conectadas a una bomba hidráulica son capaces de aumentar su volumen y ejercer una presión interna.

El ensayo de gatos planos (Flat-Jack Test) fue inicialmente creado para la valoración de terrenos rocosos, habiendo sido exportada para la evaluación del estado de tensiones y de las características mecánicas de estructuras de mampostería, tanto pétreas como de ladrillo. Esta técnica in situ, considerada ligeramente destructiva al ser el daño temporal y fácilmente reparable posteriormente, se presenta en dos formas: ensayo simple o ensayo doble.

El ensayo simple permite determinar el estado de tensiones de compresión en una zona muy local de la estructura. Éste consiste en la fijación de dos puntos de medida en línea con la dirección del esfuerzo a medir, determinando con la mayor precisión posible la distancia entre ambos. A continuación se realiza una hendidura en la estructura, en el punto medio de los dos puntos anteriores y perpendicularmente a la dirección del esfuerzo. Seguidamente se introduce un gato plano y se aplica presión hasta que los puntos recobren su posición inicial. La presión hidráulica requerida es igual a la tensión existente. Esta presión corresponde al estad de tensiones vertical al que la zona del ensayo se encontraba sujeta antes del corte y cuyo valor se pretende determinar. Finalmente se rellena la hendidura.

El ensayo doble permite estimar las características de deformabilidad de los materiales de la estructura, trazando las curvas de comportamiento de ésta (tensiones verticales en función de la deformación vertical y horizontal) y, de este modo, estimar su módulo de elasticidad, determinándose a su vez, la capacidad resistente. Este ensayo es normalmente precedido por el ensayo simple, por lo que inicialmente ya se dispone de un gato plano insertado en la pared. Es entonces cuando se efectúa una segunda hendidura paralela a una cota superior a la primera, donde se inserta un segundo gato plano. Los dos gatos planos están conectados a una bomba hidráulica que garantiza la introducción en ambos del mismo nivel presión. Un conjunto de transductores de desplazamiento colocados entre los dos gatos planos permite monitorizar los desplazamientos para las diferentes presiones aplicadas a los gatos. 



Impresso em ncrep.pt